sábado, 29 de junio de 2013

EL AMANECER FURTIVO DE LA CARNE

   Este dibujo titulado "Lágrima de lo infinito" de  Gabriela Amorós Seller me ha hecho escribir un pequeño poema, tal vez sea así como la mariposa mueve sus alas y provoca un huracán en las entrañas.


EL AMANECER FURTIVO DE LA CARNE

lágrima de lo infinito.

Recuerdo mil veces                                        
las formas insólitas
que guardó nuestro abrazo
los rincones dulces
que atesoraba tu boca
el dolor de mi cuerpo
cuando cerrabas los ojos.

Y yo, perdido entre tinieblas de cobarde,
busqué tu mirada en otro rostro
 la bruma negra de la noche
descubrió mi mano en otro pecho
y el corazón pisoteado en las aceras.

Helicoide corpórea que desciende
a un infinito obscuro y entrópico;
realidades rojas de cuerpos desnudos:
"el amanecer furtivo de la carne".

botval 2013


Publicar un comentario